Mi E-book: La Mejor Defensa…¡El Ataque!

En Youtube 404 videos disponibles…

Sígueme en Twitter AngyNewman1

Sígueme en Facebook…

Encuentrame en…

"Angy Newman en LinkedIn"

Alianza AM Vission

Con Pedro Ferriz Hijar

Consultora Asociada en Gpo. Gonzka

Grupo Gonzka

Consultora Asociada y responsable de las consultorías de Desarrollo Humano y Coaching

Colaboradora en “Hola Morelos” Televisa

CEO en NWMN Y ASOCIADOS

Angy viste en exclusiva Líneas

El Poder de la Pasión

Angy Newman® “La Asesora de Vida No. 1 de Latinoamérica®.”

Más de 300 conferencias, más de 400 videos en YouTube, 7 libros publicados, cientos de coachings personales, mas de 2 mil coachings ejecutivos y mas de 900 artículos publicados en 8 años en diferentes medios la hacen ser “La No. 1″, sin duda.

Ahora también: “La Anfitriona de Morelos®”

Visita su canal de YouTube: Angy Newman y suscríbete.

Artículo 303

“La experiencia demuestra que el éxito se alcanza con menos frecuencia por capacidad que por perseverancia. El ganador es aquel que se vuelca en cuerpo y alma en su trabajo” Charles Buxton

Distintas cosas motivan a las diferentes personas; no obstante, la inspiración es determinante para poder descubrir qué es lo que nos apasiona. La pasión ha sido subestimada y mal recompensada. Cuando un estudiante con un cociente intelectual promedio realiza tareas magníficas en el campo académico, hay que darle crédito a la pasión. Cuando vemos a un atleta de capacidad promedio realizar tareas hercúleas, hay que darle crédito a la pasión. Cuando vemos a un padre conseguir los ingresos necesarios para mantener a sus hijos a pesar de la situación actual, hay que darle crédito a la pasión.

Creo que la pasión desempeña parte significativa en todos los grandes logros. Encontrar una pasión y desarrollarla constituye un viaje, no un suceso. Para ello es necesario seguir un proceso; algunos lo encuentran en etapa temprana, mientras que otros lo descubren más adelante. Cuando se encuentra y se desarrolla una pasión noble, produce mucha alegría y recompensa personal, además de ofrecer considerables beneficios para la sociedad.

Voy a relatarte la historia de una persona apasionada que provenía de un entorno muy limitado, persona que, si hubiésemos examinado las circunstancias que le rodeaban, quizá nunca hubiéramos considerado que pudiera ser capaz de su desempeño máximo y finalmente, el éxito. La pasión que desarrollo nos ilustra que en la mayoría de las personas, la pasión se cultiva y se desarrolla en el transcurso del tiempo.

Las personas apasionadas que realizan mayores contribuciones a la sociedad no solo tienen una profunda motivación: tienen los motivos correctos.

Si George Washington Carver no hubiera hecho más que sobrevivir a su propia niñez, habría calificado para mención honorífica en la lista de personas que han alcanzado grandes logros a nivel mundial. Nació a comienzos de 1860 en una granja cerca de Diamond Grove, Missouri. Su madre era una esclava que servía a la familia Carver (de ahí su segundo apellido). Al ser secuestrados él y su madre en Arkansas, solo pudo ser rescatado George Washington tras una gran recompensa, nunca se volvió a saber nada de su madre.

Sin el amoroso cuidado de Susan Carver, es probable que el bebé George hubiera muerto cuando desarrolló tos severa y casi no podía respirar. Aunque sobrevivió, su salud nunca fue buena y las cicatrices residuales de diversas enfermedades sufridas en su desarrollo temprano impartieron a su voz una calidad torpe, que para muchos resultaba difícil de comprender.

Fue un joven que tenía muchas cosas en su contra: nació esclavo, quedó huérfano, tuvo mala salud y experimentó múltiples dificultades en la niñez. No obstante, no temía a los obstáculos.

La fascinación natural que concedió Dios a Carver respecto a los comos y los porqués de la vida le permitieron iniciar una búsqueda de conocimientos que duró toda su vida. Todo lo que hacía le daba inspiración, despertando a su vez una sed de conocimientos a los estudiantes que lo conocían por su fe, ingenio, bondad, lealtad, sencillez y compromiso de enseñar lo que el sabía.

Sus investigaciones condujeron a tantos descubrimientos, que industrias enteras cambiaron para siempre. Como resultado de sus hallazgos podría decirse que el doctor George Washington Carver fue el mayor científico del siglo XIX. Su fuerte fe en sí mismo y en Dios, constituyó la luz que lo guió a lo largo de toda su motivadora vida. Su pasión por descubrir todo lo posible acerca de todas las cosas, hizo de su vida una fuente de emoción incesante no solo para él mismo, sino para innumerables personas más

George Washington Carver nunca se aburría de la vida porque la veía como un objeto infinito de investigación y una fuente interminable de descubrimientos. Era ese tipo de persona para quien la pasión era algo imprescindible y el servicio era un constante. Vivió para hacer mejores la vida de otros.

Seguramente tienes alguna pasión, no hay nadie que no la tenga, descúbrela si crees que hay algo interno que te mueve, no la pases por alto. Encuentra la manera de tornar realidad tus sueños. Cuando lo hagas, comenzaras a sentir El Poder que está en Ti.

Haz que las cosas sucedan, Tú tienes el control, Tú eres el responsable.